El nido del águila es tambien llamada la casa del te de Hitler. Se encuentra cerca de Berchsrergaden, en los alpes bábaros, y fue un regalo a Hitler por su cincuenta cumpleaños. Podeis leer más en la entrada de la wikipedia.

 

Hemos ido en un tour desde Munich, pero tambien se puede ir en auto bus desde Saltzburgo o en coche por tu cuenta. Si puedes permitietelo, busca alguna casa en la zona, según el guía son unos cincuenta euros noche y desayuno, alquila un coche y pasa varios días por la zona.

Se llega a un aparcamiento, donde se compra el billete de los únicos autobuses que tienen permitido el acceso al ascensor, digo ascensor por que la única manera que tenemos los turistss de aceder a lo alto del nido es mediante un ascensor de más de ciento treinta metros de subida, al fondo de un largo, frio y humedo pasillo, donde toca esperar.

 

A esta plataforma se puede llegar a pie, pero es un desnivel de ochocientos metros en poco más des cinco kilómetros, hay que estar en forma, eso si, la subia andando tiene que se increible y posiblemente te de muchas opciones de paisajes que de otra manera serian imposibles.

Si vas con un tour lo normal es que solamente estés una media hora en la cima, a 1834 metros, pero si vas por tu cuenta la estancia es de dos horas, y puedes usar el servicio de restaurante (caro), con unas vistas que quitan el aliento.

 

Nada más salir del ascensor puedes ir a la derecha, a un mirador, o a la izquierda y salir de la casa a recorrer la cresta cercana. Por falta de tiempo y desconocimiento nos perdimos el mirador. Si subes por la cresta, no pares en la cruz, sigue andando. Algunos vistantes van realmente lejos. Nosotros avanzamos unos doscientos metros más hasta un mirador entre dos rocas que data de la época nazi, para labores de vigilancia, y merece la pena. Más lejos el terreno es muy escarpado, se puede ir, pero es más peligroso.

Angular, se necesita angular para tanta montaña, y un tele para sacar algún detalle. Si estas dispuesto a cargar como algún fotografo que encontré, subir un macro y el trípode para inmortalizar los preciosos edelwies.

Nota: incluso en agosto hace fresco.

Cerca de la parada de autobuses hay tiendas de recuerdos (el dvd es caro pero interesante) y un restaurante donde se comer bien a buen precio. Junto al aparcamiento, bajando unas escaleras, hay un museo que llaman documentación, con audioguias en inglés. Si vas con un tour, no entres, a no ser que tengas mucho interés en ver el bunker. Es muy interesante, pero para verlo como es debido se necesitan unas tres horas.

En general, para la zona, angulat, mucho, no tiene que ser luminoso dado que hay luz de sobra. Si lo tienes en el equipo, unos filtros degradados para el cielo, pero va a ser muy difícil usarlos si vas con el tiempo pillado de una visita en grupo.

http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/facebook_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/linkedin_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/twitter_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/meneame_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/barrapunto_48.png