Los paisajes cambian, es algo que no hay que olvidar. Siempre escucho a gente decir: no, si a ese lugar ya he ido. O peor: ya iré algún día. Pues es algo que no hay que decir a la ligera, hay un paisaje al que ahora le va a faltar el protagonista.

 

Y es que el árbol seco que hacia un primer plano perfecto para dar profundidad a esta panorámica del valle del rio moros ya no está. El tiempo no perdona y la base del árbol ha cedido al paso del mismo y al hacer de la naturaleza. Ahora descansa al fondo del risco. Esta es la vista actual:

A partir de ahora me tocará traerme a la modelo de casa.

http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/facebook_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/linkedin_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/twitter_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/meneame_48.png http://www.apratizando.com/wp-content/plugins/dn_iSocial/images/barrapunto_48.png